JABONES NATURALES ELABORADOS DE FORMA ARTESANAL. BUENOS PARA TI, BUENOS PARA EL PLANETA.

El mundo en que vivimos puede ser un lugar mejor. Todos somos parte del problema, pero con gestos como utilizar un jabón natural o hacer nuestro propio jabón, también estamos siendo parte de la solución.

APRENDE A HACER TU PROPIO JABÓN, ES FÁCIL, CUIDARÁS TU PIEL, Y LA DIVERSIÓN ESTÁ GARANTIZADA.


13 de marzo de 2011

Aceite esencial de Árbol de Té


Nombre científico: Melaleuca alternifolia


Parte de la planta: hojas 

Método de extracción: Destilación por vapor

Origen: Australia

Color: de amarillo pálido a incoloro 

Nota: Media 


Aroma: fresco, alcanforado y medicinal. También tiene características de menta y notas de especias de fondo. 

Combina bien con: Canela, salvia, ciprés, nerolí, naranja, clavo, geranio, lavanda, limón, mirra, nuez moscada, palo de rosa, romero y tomillo. 

Descripción Botánica: El árbol del té es un árbol pequeño o arbusto con hojas en forma de aguja. Puede crecer hasta 7 metros de altura y crece en zonas pantanosas, aunque ahora se cultiva en las plantaciones. El árbol del té es muy robusto. 

Componentes básicos: Terpineno-4-ol (hasta el 30%), cineol, pineno, terpinenes, cimeno, sesquiterpenos, alcoholes sesquiterpene, entre otros. 

En el ambiente: Crea un ambiente purificador del aire y del aparato respiratorio. Las inhalaciones son muy eficaces en caso de catarro y sinusitis. Vaporizado ayuda a eliminar las bacterias y virus transportados por el aire. 

En la piel: Muy valioso para aplicarlo en cosmética y belleza. Además es tan delicado que es de los poquísimos aceites esenciales que pueden utilizarse puros, sin diluir. 
Es purificante, calmante y cicatrizante, deja la piel lisa y sana, incluso después de lesiones importantes. Antiséptico, antimicótico, anti-bacteriano, anti-viral, analgésico, para las picaduras de insectos, caspa y la piel grasa.
Excelente desodorante adecuado para baños de pies y enjuagues de boca.
Es útil para las tres variedades de infecciones; por bacterias, virus u hongos. También en tratamiento de verrugas, acné, piel y cabello grasos, pie de atleta, caspa, piojos, alopecia e irritación del cuero cabelludo. 

En terapia: En lo emocional, ayuda en casos de shock, depresión, trauma por abuso, sentimientos de abandono y cuando se busca tener mayor claridad mental o mejorar la autoestima. 

Historia: Las tribus aborígenes australianas de la Costa Norte de Nueva Gales del Sur, utilizaban estas mismas hojas para tratar cortes, quemaduras, picaduras de insectos e infecciones de la piel. El Capitán James Cook y su equipo fueron quienes le otorgaron el nombre de "árbol de té", puesto que ingeniosamente utilizaron sus hojas como sustituto de esta infusión y como condimento de la cerveza. En la Segunda Guerra Mundial, los productores y cortadores del árbol de té estaban exentos del servicio militar hasta que se había acumulado suficiente aceite. El aceite era un producto muy valorado, ya que fue entregado a cada soldado como parte de su equipo con el fin de tratar las infecciones tropicales y heridas infectadas. 

Precauciones: Para algunas personas este aceite resulta irritante, aquellos que tengan una piel sensible o hayan reaccionado de forma alérgica a otras sustancias han de poner cuidado al emplearlo. No se debe usar por tiempos prolongados porque puede causar sensibilización en algunas personas. En altas dosis puede provocar sudoración Puede irritar la piel sensible. Si está embarazada, consulte a su médico antes de usarlo. No utilizar en niños menores de 2 años. Sólo para uso externo. No utilizar sin diluir. No utilizar en ojos ni mucosas.

Algunos usos

En jabones: El aceite esencial se añade en la traza, teniendo en cuenta que ésta no supere los 60º, para que no se volatilice y pierda propiedades. Podemos añadirlo sólo o mezclado con otros aceites esenciales. El total de aceites esenciales es aproximadamente del 3% del peso total del jabón. 

En ambientes: Spray desodorante con aceite esencial de árbol de Té, limón y mandarina. Ver vídeo.



Nota: Artículo elaborado con fines informativos, no tomar como recomendación o consejo.


(Volver a la tienda de materiales)



2 comentarios:

  1. Tenia acné y sufría mucho, hasta que me recomendaron limpiarme la cara con Aceite esencial de Árbol de te y he logrado muy buen resultado.

    ResponderEliminar