JABONES NATURALES ELABORADOS DE FORMA ARTESANAL. BUENOS PARA TI, BUENOS PARA EL PLANETA.

El mundo en que vivimos puede ser un lugar mejor. Todos somos parte del problema, pero con gestos como utilizar un jabón natural o hacer nuestro propio jabón, también estamos siendo parte de la solución.

APRENDE A HACER TU PROPIO JABÓN, ES FÁCIL, CUIDARÁS TU PIEL, Y LA DIVERSIÓN ESTÁ GARANTIZADA.


13 de marzo de 2011

Aceite esencial de Alcanfor Blanco. Propiedades y usos



Nombre científico: Cinnamomum Camphora 

Parte de la planta: Madera 

Método de extracción: Destilación por vapor 

Origen: China

Color: Líquido incoloro o ligeramente amarillo claro

Nota: Alta


Aroma: Fuerte, penetrante y aromático.

Combina bien con: Albahaca, árbol de té, manzanilla, lavanda, melisa y romero. 

Descripción Botánica: El árbol de alcanfor puede crecer hasta 35 metros. El alcanfor se encuentra en cada parte del árbol. El aceite de alcanfor esencial se extrae por medio de vapor a partir de los tocones de madera astillada raíces y ramas. El aceite de alcanfor blanco es la fracción de primera destilación. 

Usos Comunes: Las propiedades terapéuticas del aceite de alcanfor esenciales son los siguientes: anti-inflamatorio, antiséptico, carminativo, diurético, febrífugo, insecticida, laxante, estimulante y vulnerario. 
El aceite de alcanfor puede ser utilizado en el tratamiento de la depresión del sistema nervioso, acné, inflamaciones, artritis, dolores musculares, esguinces, reumatismo, la bronquitis, tos, resfriados, fiebre, gripe y las enfermedades infecciosas. Se trata de una prevención conocida de las polillas y otros insectos, como los gusanos en la madera. 

Historia: En China y Japón, el árbol de Cinnamomum camphora a menudo puede llegar a tener hasta mil años. La producción de aceite debe ser de al menos 50 años de edad. El Alcanfor era utilizado como un remedio contra la plaga en Persia. También fue utilizado en el embalsamamiento. Los chinos han utilizado durante mucho tiempo la madera de alcanfor para la construcción de buques y de los templos debido a las propiedades de las maderas duraderas y aromáticas. 

Precauciones: El aceite de alcanfor debe ser utilizados con cuidado. Una sobredosis puede causar convulsiones y vómitos. Las personas que sufren de epilepsia y el asma no deben utilizarlo. Evitar durante el embarazo. No utilizar en niños menores de 2 años. Sólo para uso externo. No utilizar sin diluir. No utilizar en ojos ni mucosas.

Algunos usos 


En el ambiente: Posee propiedades estimulantes, que ayudan a combatir la depresión y el letargo. Equilibra el espíritu y refresca el ánimo.


En los jabones: Regula la secreción sebácea, por lo que e emplea en champús o jabones para combatir el cabello grasos. Los aceites esenciales se añaden en la traza, teniendo en cuenta que ésta no supere los 60º, para que no se volatilice y pierda propiedades. Podemos añadirlo sólo o mezclado con otros aceites esenciales. El total de aceites esenciales es aproximadamente del 3% del peso total del jabón. 


En la piel: Al ser absorbido rápidamente por la piel crea una sensación de frescura parecida a la que produce el mentol, por lo que son muy conocidos los bálsamos para piernas y pies cansados, que poseen alcanfor en sus recetas. En forma de Gel cumple la función anti-comezón y anestésico local suave. Es analgésico y un estimulante de la circulación.


En el hogar: Usado para ahuyentar a las polillas, que no resisten su fragancia. En quemadores,  mantiene los ambientes libres de gérmenes. Purifica los ambientes, se utiliza en inciensos para aromatizar baños o lugares donde se concentran olores desagradables. 


En el baño: Se puede diluir 8 gotas en un aceite base y añadir a la bañera, para relajar y oxigenar el organismo. El baño no debe durar más de 10minutos y el agua debe estar a menos de 38 grados.


Nota: Artículo elaborado con fines informativos. No tomar como recomendación o consejo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada