JABONES NATURALES ELABORADOS DE FORMA ARTESANAL. BUENOS PARA TI, BUENOS PARA EL PLANETA.

El mundo en que vivimos puede ser un lugar mejor. Todos somos parte del problema, pero con gestos como utilizar un jabón natural o hacer nuestro propio jabón, también estamos siendo parte de la solución.

APRENDE A HACER TU PROPIO JABÓN, ES FÁCIL, CUIDARÁS TU PIEL, Y LA DIVERSIÓN ESTÁ GARANTIZADA.


13 de marzo de 2011

Aceite esencial de Romero



Nombre científico: Rosmarinus officinalis

Parte de la planta: Planta florida 

Método de extracción: Destilación por vapor

Origen: España 

Color: Incoloro, amarillo pálido

Nota: Media- Alta 


Aroma: Fuerte, penetrante, alcanforado 

Combina bien con: Albahaca, bergamota, cedro, canela, cilantro, incienso, lavanda, menta, petitgrain, pino, limón, naranja y menta. 

Descripción Botánica: Es un arbusto aromático, de corteza dura y escamosa, hojas de agujas y diminutas flores de color azul pálido. Abundan desde diciembre hasta la primavera. El Romero puede crecer hasta una altura de cerca de 2 metros. Es muy abundante en la Península Ibérica. Su capacidad de florecer a lo largo de las cuatro estaciones no se altera con la edad, de modo que las abejas suelen usarlas como fuente para fabricar un tipo de miel de sabor fuerte muy especial, que justamente se llama miel de romero. 

Componentes: Borneol, canfeno, alcanfor, cineol, lineol, pineno, resinas y saponina, entre otros.

En el ambiente: Un ambiente aromatizado con romero posee muchas virtudes, mejora la respiración, estimula, tonifica, favorece la memoria y predispone al buen humor. Da claridad mental y confianza. Ayuda a eliminar la melancolía, desmayos e histeria. 

En la piel: Tiene gran cantidad de aplicaciones en todo tipo de cosméticos y preparados para belleza. Equilibra la piel grasa. Unas gotas en el agua del baño estimulan enérgicamente la circulación, es antiséptico, sudorífico y tonificante. Excelente cicatrizante para utilizar en todos los cosméticos. Es ideal para los cabellos, añadido en champúes, acondicionadores, emplastos y aceites para masaje del cuero cabelludo, deja el cabello fuerte y reluciente, mejora la circulación sanguínea del cuero cabelludo, regula la secreción sebácea,  elimina la caspa y estimula el crecimiento. En los masajes mejora la circulación y alivia los dolores, siendo cicatrizante y un fuerte antiséptico. 

En terapia: Se utiliza como cardiotónico, equilibra la presión sanguínea. Dolores musculares, infecciones virales, artritis, reumatismo, gota y malaria. Mejora las funciones del hígado y las musculares. Diluyendo unas gotas de aceite en una decocción de romero, se puede emplear para lavar heridas. Útil en casos de asma, sinusitis y bronquitis. Además ayuda a acabar con migrañas y cefaleas. 

Historia: Su nombre significa rocío marino (de su raíz Ros Marinus). Se utilizaba en los ritos funerarios romanos, y hasta bien entrada la Edad Media, cuando era costumbre poner ramas de romero en el ataúd en los funerales. Sus hojas se queman tradicionalmente en los hospitales para purificar el aire. 

Precauciones: No es adecuado para personas con epilepsia o presión arterial alta. Evitar durante el embarazo. No utilizar en niños menores de 2 años. Sólo para uso externo. No utilizar sin diluir. No utilizar en ojos ni mucosas. 

Algunos usos 

En los jabones: Los aceites esenciales se añaden en la traza, teniendo en cuenta que ésta no supere los 60º, para que no se volatilice y pierda propiedades. Podemos añadirlo sólo o mezclado con otros aceites esenciales. El total de aceites esenciales es aproximadamente del 3% del peso total del jabón. 

En el hogar: muy utilizado en recetas de cocina. Baños de inmersión: como el aroma es bastante fuerte, es mejor mezclar con lavanda o Geranio.

Nota: Artículo elaborado con fines informativos. No tomar como recomendación o consejo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada